Aplicación Móvil JetSet.com.co
Compartir:
Se casa David Luna. Laura y David son novios hace año y medio. Se conocieron en Ginebra, Suiza cuando él era viceministro de Relaciones Laborales y ella hacía una pasantía en la misión de Colombia ante las Naciones Unidas. Foto: Cámara Lúcida.

Se casa David Luna

El alto consejero para las regiones y su novia, Laura García Caballero, irán pronto al altar. La pareja se casará en Barranquilla, donde nació la joven abogada de 24 años quien trabaja en Pacific Rubiales en Asuntos Públicos y Gobierno. Así, el político acabará con su fama de soltero empedernido.

La pareja se comprometió hace un mes y la mayoría de sus amigos se enteraron porque Laura publicó unas fotos en Instragam, en las que mostraba feliz su anillo de diamantes y una nota escrita en lapicero por David, en la que le preguntaba: “¿¿¿Te quieres casar conmigo???”. Obviamente al príncipe y a la princesa, como los llaman en las redes sociales, les llovieron los comentarios de felicitación y de buenos deseos.

La boda será en Barranquilla pero todavía no han fijado la fecha debido a los compromisos laborales que tiene David con su nuevo cargo de alto consejero para las regiones, puesto que antes ocupaba Juan Carlos Mira quien pasó a trabajar al sector privado. “Desde que David fue nombrado ya no tengo novio, trabaja todo el día y viaja mucho. Cuando está en Bogotá llega a la casa después de las 9:00 p.m., y contesta correos hasta las 11:00 p.m. Es impresionante el nivel de aguante que tiene; igual, si después de eso tenemos una comida o una fiesta, él va feliz”, bromea Laura.

La pareja, que lleva año y medio de relación, se conoció en Ginebra, Suiza, cuando él era viceministro de Relaciones Laborales y ella hacía unas pasantías en la misión de Colombia ante las Naciones Unidas. En junio de 2012 Laura regresó a Bogotá y formalizaron su relación. “Lo que más me gusta de David es que es muy romántico, aunque no parezca. Cuando su agenda lo permite me acompaña a todas partes, me complace en lo que quiero, es un supernovio”. Laura reconoce que ambos han sufrido la fiebre del matrimonio. “Casi todas mis amigas se están casando. De viernes a domingo nos la pasamos de boda en boda en Santa Marta, Cartagena y Barranquilla”. Eso, quizás, también animó su decisión de ir al altar.

Laura es hija de Augusto García, actual director de Cormagdalena, y de Mireya Caballero, reina del Carnaval de Barranquilla en 1982 y exdirectora de la Fundación Carnaval S.A. Por consiguiente, la novia de David Luna siempre ha estado vinculada a las fiestas del rey Momo. En 2001 fue soberana del Carnaval de los Niños y luego se unió a las alegres Marimondas del Barrio Abajo, el Cipote Garabato y el Garabato del Country Club, del que su familia es socia y donde se rumora se realizará la celebración de la boda. Este año postuló su nombre para ser reina de las carnestolendas de la capital del Atlántico, un sueño que tenía hace tiempo, pero tiró la toalla y renunció a esta aspiración a través de una polémica carta que trascendió a los medios nacionales en la que aseguró que el Carnaval está politizado y no le daba garantías para ser elegida. De esta manera le dejó el camino libre a María Margarita Díazgranados, sobrina del senador Roberto Gerléin.

Luna le lleva a Laura 14 años, pero ese detalle pasa desapercibido al ver la camaradería que existe entre los dos. “Conocí muchas novias de David pero nunca lo había visto tan enamorado, desde que él me presentó a Laura hace dos años en mi cumpleaños supe que esa iba a ser la mujer de su vida, se ven muy bien juntos. La más feliz con la noticia es María Eugenia, la mamá de David, quien antes le desaprobaba todas sus conquistas”, cuenta la relacionista pública Ángela Posada, una de las mejores amigas del exrepresentante a la Cámara.

Según Posada, a este soltero empedernido lo enamoró la inteligencia de su novia. “Los dos son abogados y comparten su gusto por la política y eso ha sido muy importante para la relación, ya que David no podría estar con una persona que no entienda su trabajo”. Laura se siente muy orgullosa de la carrera pública que ha hecho su futuro esposo. “Admiro lo atento y querido que es con todo el mundo, siempre está comprometido en ayudar a la gente y no se cansa hasta conseguir lo que prometió. Él usa una frase que a mí me encanta y es que la política es el arte de servir, no el arte de servirse. Es de las personas más honestas y correctas que hay en el mundo político”. Y asegura de que él va a llegar tan lejos como se lo proponga. “Hay que tener en cuenta que, sin ningún linaje político, ha sido edil, concejal, representante a la Cámara, candidato a la Alcaldía de Bogotá, viceministro de Relaciones Laborales y ahora alto consejero para las regiones, y solo tiene 38 años”.

Ahora Luna es la nueva carta del Gobierno en las regiones donde, se cree, han faltado estrategias para llevar el mensaje del Gobierno. Es el responsable de hacer cumplir los pactos acordados por el presidente Santos en los departamentos y de verificar los avances de dichos compromisos en un último año de administración, un reto importante en medio de una campaña de reelección. “David Luna es una de esas estrellas fulgurantes de la política colombiana, área en la cual se ha desempeñado excepcionalmente desde el inicio”, dijo el mandatario colombiano cuando lo posesionó en el cargo hace menos de un mes.

Secciones

INICIO
SOCIEDAD
NOTICIAS
PAPARAZZI
HOROSCOPO
EDICIÓN IMPRESA

Buscador JetSet

BUSCAR:

Nuestras Publicaciones